Mérida, pasado romano en Extremadura

[ 0 ] | Javier Gómez

Teatro Romano de Merida

Siempre lo ha sido, Extremadura, tierra de conquistadores, una región con un magnífico valor patrimonial que se despliega en un crisol de recuerdos históricos romanos. Sólo hay que darse una pequeña vuelta por la ciudad de Mérida, en la provincia de Badajoz, para percatarse de ello. La antigua capital de la Lusitania fue precisamente una de las ciudades más importantes del Imperio Romano, y como tal nos brinda hoy un legado impactante.

Aquella Augusta Emérita que nació en el año 25 a.C en la vega del Guadiana es hoy la capital extremeña desde 1983. Mérida es sin duda su célebre Teatro Romano, construido por Marco Agripa, yerno del emperador Augusto, en el 15 a.C. Tenía capacidad para unas 6.000 personas y se mantuvo en uso hasta el siglo IV. Hoy es la sede del Festival de Teatro Clásico de Mérida.

Impresionante también resulta el Anfiteatro, construido en el 8 a.C, con capacidad para 15.000 espectadores. No dejéis de visitar en las cercanías la Casa del Anfiteatro y la Casa de la Torre del Agua, de los siglos I al IV, así como los restos del Circo Romano, del siglo I d.C, donde se celebraban carreras de cuádrigas y otras competiciones deportivas.

Cerca del teatro es imprescindible la visita al Museo Nacional de Arte Romano, construido en 1975, y que aúna una impresionante colección de restos romanos encontrados en la ciudad. Ya en el centro histórico de Mérida vale la pena acercarse a la Iglesia de Santa Eulalia, que data de los siglos XIII y XIV, aunque fue construida sobre una basílica del siglo V.

No acaban aquí los lugares que podemos inmortalizar con nuestra cámara fotográfica, pues paseando por Mérida se puede disfrutar de la Plaza de España y el Arco de Trajano, una de las puertas que daban acceso a la ciudad. También veréis el Templo de Diana y el Convento de Santa Clara, que acoge el Museo de Arte Visigodo, además de la Casa del Mithreo y el Acueducto de los Milagros. Preciosa es también la Iglesia de Santa María, el Convento de Santo Domingo y el moderno Puente de Lusitania, construido por Santiago Calatrava en 1991.

Llegando a orillas del Guadiana tenemos la Alcazaba de Mérida, posiblemente una de las construcciones musulmanas más antiguas de la Península. Data del año 835, y tras la conquista de la ciudad se establecieron allí los Caballeros de la Orden de Santiago. Desde la Alcazaba hay unas vistas muy bonitas del Puente Romano de Mérida, de 792 metros de longitud.

Mérida es sin duda una de las ciudades más monumentales de España. Si estáis en Extremadura es de esas visitas imprescindibles que tenéis que hacer.

Tags:

Category: Monumentos, Turismo e Historia en Europa

Imprimir


Deja tu comentario